MAIL ART

UNA INTRODUCCIÓN SOBRE ARTE E INTERCAMBIO


por Guy Bleus/42.292


Hoy, hay un movimiento de arte basado en el intercambio de arte. Es una red planetaria de miles de artistas que intercambian arte entre ellos y usan el medio de comunicación como medio de arte (correo, telégrafo, telex, "telefax", teléfono, computador, etc.) Este circuito-arte es probablemente el mayor movimiento de arte que se haya visto en la historia del arte y que continua creciendo día a día... Este circuito-arte es usualmente llamado red de arte postal, porque el sistema postal es el más usado como medio de intercambio. Sin embargo, no existe una única red organizada. Cada artista postal o intercambiador tiene sus propias listas de direcciones, que constituyen su (más pequeño o más amplio) circuito. Cuando alguien está hablando de "la" red, está hablando sobre todos estos circuitos (sobrepuestos) juntos.

Desde ña primera correspondencia a "cámara lenta" o arte-intercambio o artistas Fluxus y del "nuveau" realismo, la red ha evolucionado hacia una estructura de dimensiones globales con efectos de "rápido movimiento". Miles de artistas se están comunicando con otros todos los días (e igualmente todas las noches?). Es evidente que esto ocasiona una seria de problemas de comunicación. Por ejemplo, la imposibilidad de mantener correspondencia con "todos" los aristas y lo paradójico de esa situación es que cuanto más se trabaja en la red, más respuestas y correspondencia se obtienen y más se tiene que trabajar...!

Desde el punto de vista económico, el arte postal (o arte por correspondencia o arte-intercambio) incluye por ejemplo, la producción, distribución y consumo de los artículos materiales e inmateriales de arte postal en el mundo. Típico, con ello, es que esos tres componentes (usualmente) permanecen juntos en manos de los artistas. Los artistas postales no distribuyen su arte por vía de las galerías oficiales, sino por vía de la red planetaria "alternativa". La existencia y trabajo del arte postal retorna a la antigua forma del trueque. Es una estructura primitiva de trueque directo y libre de arte sin nuestro clásico medio de intercambio de arte, el fetiche "dinero". A este respecto debemos concordar que (en principio) los intercambiantes de arte valorizan lo recibido más altamente que lo intercambiado. De otro modo no intercambiarían!. Esto proviene también del hecho de que ellos (en su mayoría) valorizan más altamente el "hecho de intercambiar" (la comunicación) por sí mismo que los "objetos o información de intercambio". De modo que el "valor de intercambio" no importa realmente. Pero, por supuesto, esta no es una aseveración absoluta.

Este aspecto económico del arte postal o arte de intercambio puede ser indicado como "idealista". El intercambio está basado en confianza y crédito mutuo. Pero este idealismo no es para siempre. Por ejemplo, si el artista B nunca responde a los envíos de A, más pronto o más tarde la comunicación unilateral o "seudo-intercambio" se cortará. De modo que el aspecto "material" de recibir una respuesta (en forma de un catálogo, una lista de direcciones o una carta personal) es especialmente importante por sus consecuencias "psicológicas" (y, por ello, prácticas): mantenerse en comunicación.

El arte postal es una forma de arte multilateral. Incluye por ejemplo, libros de artistas, audio y videoarte, periódicos, copy-art, montajes, sellos de artista, lenguaje-arte, postales, arte recirculante, etc... En tanto un trabajo pueda ser transmitido o franqueado integralmente o en partes, se pueden usar todas las técnicas, materiales, métodos. El arte postal es también un "lugar de encuentro" de artistas de diferentes clases sociales, diferentes culturas, edades diferentes, distintas ideologías, etc. Pero puede ser más significativo "los aspectos" que tienen en común que los que tienen diferente, vale decir, lo que los trae y mantiene juntos. Un artista postal es a menudo un artista desilusionado. No está desilusionado del arte sino de la industria del arte de las galerías y museos importantes. El hecho de ser un miembro de un movimiento de arte que abarca todo el planeta, lo ayuda a trascender ese aislamiento y alienación en el arte. En la RED él o ella es parte de una gran comunidad de arte pero sin perder su propia identidad e individualidad. Pero especialmente la emoción estremecedora de trabajar junto a miles de artistas constituye una experiencia y sensación extremadamente nuevas en la evolución del arte